Reducen restricciones en 12 condados de Oregon, incluida el área metropolitana de Portland

Reducen restricciones en 12 condados de Oregon, incluida el área metropolitana de Portland

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Artículos

Vive NW

La gobernadora de Oregon, Kate Brown, anunció que 12 condados disminuyeron significativamente el número de casos de COVID-19, con 10 de ellos saliendo de la categoría de ‘riesgo extremo’ por primera vez desde noviembre. 

A partir del 12 de febrero y hasta el 25 de febrero, habrá 14 condados en nivel de ‘riesgo extremo’, 11 en ‘riesgo alto’, dos en ‘riesgo moderado’ y nueve en ‘riesgo menor’.

Lo más notable del anuncio de la gobernadora Brown es que los tres condados de la zona metropolitana de Portland –Multnomah, Washington y Clackamas– están entre los territorios que salieron del grupo de ‘riesgo extremo’ y se ubican ahora en la categoría de ‘riesgo alto’.

Eso significa que los restaurantes pueden volver a recibir comensales en espacios interiores (de manera limitada) por primera vez desde noviembre pasado; los gimnasios pueden admitir a más personas y los centros de cuidado a largo plazo ya podrán permitir visitas en persona.

El estado también movió a los condados Clatsop, Columbia, Deschutes, Hood River, Klamath y Linn de ‘riesgo extremo’ a ‘riesgo alto’.

“Gracias a los habitantes de Oregon que han dado un paso al frente y han tomado decisiones inteligentes, hemos logrado un progreso increíble para detener la propagación del COVID-19 y salvar vidas en Oregon”, dijo Brown en conferencia de prensa. “Esta semana veremos a 10 condados salir de ‘riesgo extremo’. Esta es una buena noticia, ya que comenzaremos a ver que se abren más negocios y que los habitantes de Oregon podrán salir un poco más”.

La categoría de ‘alto riesgo’ permite que los comercios puedan extender sus actividades y capacidad de la siguiente forma:

  • Comer en interiores en bares y restaurantes aumenta al 25% de la capacidad interior o 50 personas, lo que sea menor. Los asientos al aire libre aumentan a 75 personas.
  • Las instalaciones recreativas y de ejercicio en interiores (gimnasios y piscinas), aumentan al 25% de la capacidad o 50 personas, lo que sea menor.
  • Los establecimientos de entretenimiento en interiores, como cines y museos, aumentan al 25% de ocupación o 50 personas, lo que sea menor.
  • Los centros de atención a largo plazo (asilos) pueden reanudar las visitas en interiores y continuar las visitas al aire libre.

No obstante, la Autoridad de Salud de Oregon (OHA, por sus siglas en inglés) dejó en claro que estas nuevas medidas implican que la gente seguirá usando cubrebocas y mantendrá las pautas de higiene de manos y distanciamiento social.

“Es muy importante que sigamos estando atentos y protejamos a nuestros vecinos y seres queridos mientras enfrentamos nuevas las cepas del COVID-19. Esto significa continuar usando cubrebocas, mantener nuestra distancia física y evitar reuniones en interiores. Si queremos mantener abiertos los negocios, reabrir las escuelas para recibir clases en persona y estar seguros, debemos mantener la guardia”, agregó Brown.

La gobernadora también anunció el miércoles cambios en la guía estatal de deportes al aire libre, incluido el futbol americano de preparatoria, en medio de la presión de los padres, entrenadores y jugadores que quieren que regresen los deportes de contacto.

El futbol americano de preparatoria no se ha jugado en Oregon en más de un año porque se considera una actividad de alto riesgo. En diciembre, la Asociación de Actividades Escolares del estado actualizó su calendario para las fechas de inicio; el futbol americano está programado para comenzar este mes.

La OHA analizará y publicará los datos de los condados semanalmente. Los niveles de riesgo cambiarán cada dos semanas; los datos de la primera semana servirán como una advertencia para preparar a los condados sobre posibles cambios en el nivel de riesgo. La próxima designación se anunciará el 23 de febrero y entrará en vigor el 26 de febrero.

Este martes la OHA anunció siete nuevas muertes relacionadas con COVID-19 en Oregon, lo que elevó el número de muertos en el estado a 2 mil 31. También se reportaron 529 nuevos casos, incrementando el total estatal a 147 mil 932.

Alejandro Cortés