Oregon duplicará su capacidad de hacer pruebas de COVID; esto ayudaría a reabrir las escuelas

Oregon duplicará su capacidad de hacer pruebas de COVID; esto ayudaría a reabrir las escuelas

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Artículos

Vive NW

La gobernadora Kate Brown anunció el martes un aumento en la capacidad de pruebas de COVID-19 en Oregon. La mandataria dijo que el estado recibirá 80 mil pruebas rápidas por semana de parte del gobierno federal, lo cual significa el doble de la capacidad actual.

Las autoridades estatales han hecho hincapié en la importancia de que la gente se realice pruebas para evitar la propagación del coronavirus, por lo que están haciendo todo lo posible para que los residentes de Oregon tengan acceso a ellas.

“Las pruebas son una herramienta excelente que nos brinda una herramienta más completa para encontrar dónde se esconde el virus en nuestras comunidades”, dijo Brown durante una conferencia de prensa el martes. “Con esta mayor capacidad de prueba, esperamos poder diagnosticar a las personas más rápidamente para que puedan recibir la atención que necesitan”.

Según Pat Allen, director de la Autoridad de Salud de Oregon, el aumento en el suministro de pruebas le brinda a Oregon una mejor oportunidad para reducir la propagación del coronavirus, y esto podría ser lo necesario para que los estudiantes vuelvan a las escuelas a recibir aprendizaje presencial.

El gobierno federal se comprometió a suministrar entre 60 y 80 mil pruebas cada semana hasta el final del año, lo que representa una gran oportunidad para identificar más infecciones. De acuerdo con las autoridades, Oregon ha experimentado un aumento del 25% de casos desde el 31 de agosto.

“Ciertamente hemos visto un aumento en los casos de COVID últimamente”, dijo Brown. “Se acerca un clima más frío y lluvioso. Los habitantes de Oregon pasarán más tiempo en interiores, donde el COVID se propaga más fácilmente”.

La prioridad para las pruebas será primero para los afectados por los incendios forestales y también para otras poblaciones vulnerables. Luego, las pruebas se distribuirán a todos los condados. Esto incluye centros de salud escolares y campus universitarios.

Al detectar más casos antes de que se propaguen, Oregon espera controlar mejor el virus, y un menor número de casos significaría que es más seguro que las escuelas vuelvan a recibir a los estudiantes de forma presencial.

Así mismo, las farmacias de las tiendas de autoservicio Safeway y Albertsons, en Oregon y el suroeste de Washington, ahora ofrecerán pruebas caseras de COVID-19.

Las pruebas de saliva, con un costo de 139.99 dólares, se ofrecerán en las tiendas Safeway y Albertsons en asociación con Phosphorus Diagnostics. Estas pruebas generalmente ofrecen resultados en 72 horas o menos desde el momento en que el laboratorio recibe la prueba.

El aumento en la capacidad de realizar pruebas, tanto de parte del gobierno como de la iniciativa privada, dará pie a una reevaluación de las métricas escolares en las próximas semanas, según las autoridades, aunque esto no será fácil.

“Todavía estamos analizando este tema”, dijo Brown, “Pero creo que es justo decir que la métrica estatal es bastante desafiante para las comunidades de todo el estado, y mi principal prioridad es que consigamos que nuestros hijos vuelvan a la escuela de forma segura”.

Los funcionarios dicen que el suministro de pruebas proveniente del gobierno federal no significa que se realizarán pruebas en serie en las escuelas y que esto se traduzca en una reapertura inmediata a gran escala. Sin embargo, sí esperan que esto permita identificar y poner en cuarentena a más personas infectadas con del virus, y eventualmente frenar nuevos casos para cumplir con las métricas de reapertura de escuelas.

En total, el estado ha reportado 32 casos de COVID-19 relacionados con escuelas que sí están teniendo clases presenciales, 23 entre el personal o voluntarios y nueve entre los estudiantes.

El miércoles se reportaron 305 nuevos casos de COVID-19 y dos muertes más, con lo que el número de casos en Oregon llegó a 35 mil 634, mientras que el número de fallecidos se elevó a 583 personas.

Alejandro Cortés